¿CÓMO REDACTAR UNA BUENA CARTA DE PRESENTACIÓN?

Visto en: rrhhdigital.com  

En la mayoría de procesos de selección, uno de los requisitos previos que se solicitan o que deberías incluir además de tu CV, es la carta de presentación.

La carta de presentación se convierte en un elemento clave para destacar lo mejor del currículum y aumentar exponencialmente las posibilidades de ser contratado. Para ello, hay que darles el tono adecuado y centrar la información en las cualidades que te convierten en la persona óptima para el puesto ofertado. Busca fórmulas que capten la atención del reclutador y hagan que se interese en concertar una entrevista. ¡Solo así estarás más cerca de conseguir el puesto!

  Imagen relacionada  

Los reclutadores pueden recibir decenas de candidaturas en un mismo día, por lo que no disponen de tiempo suficiente para leer largas cartas de presentación. Se recomienda una extensión comprendida entre los tres y cinco párrafos. Cíñete únicamente a los datos que sean relevantes para el puesto al que estás optando. Sé conciso y destaca tus cualidades positivas por encima de todo, centrándote en tu formación, experiencia y en los motivos que te han llevado a interesante por la oferta. Cada texto debe ser único y personal, diferentes a todos los demás.

Cada empresa es diferente y cada oferta demanda unas aptitudes diferentes, por lo que el candidato debe destacar, en cada caso, qué cosas puede aportar en función del empleo al que esté optando. Personalizar la carta cada vez que se envía a un reclutador y hacer guiños al sector o la empresa ayuda a reforzar el currículum y amplía las posibilidades de conseguir el puesto.

Es importante explicar las motivaciones por el trabajo y qué aptitudes te convierten en el mejor candidato para el puesto, por qué estás cualificado para desempeñar ese trabajo y qué puedes aportar a la empresa. Este documento debe permitir al candidato “venderse” bien.

Por último, la presentación de la carta dice mucho acerca de ti. Aunque parece obvio, es importante realizar varias lecturas del documento antes de darlo por válido. Revisar la ortografía, utilizar frases bien estructuradas, descartar cualquier error de mecanografía y, sobre todo, confirmar que se ha escrito bien el nombre de la persona a la que va dirigida.

Deja un comentario

Traducción

EspañolCatalàEnglish